peinado-con-plancha.jpg

Con el uso de la plancha se puede transformar el pelo en una melena perfectamente lacia, una cabellera con ondas bohemias o una irresistible combinación de ambas.

Antes de aprender cómo hacer peinados con la plancha, es importante preparar el cabello: lavarlo, secarlo y aplicar algún producto nutritivo o termo-protector. Ahora sí, es hora de tomar la plancha.

Ondas o liso perfecto: ¿cómo hacer peinados con la plancha?

Liso total: Después del lavado, desenredar el cabello y secarlo. Tomar la plancha, levantar el pelo por capas y sujetarlas con broches. Comenzar a alisar desde las capas interiores hacia las exteriores, desde el extremo superior hacia el inferior. Aplicar un producto para darle brillo al cabello.

Ondas bohemias: Separar el cabello en secciones y, de a una, enrollarlas alrededor de la plancha (procurando que los mechones queden ubicados entre las dos placas transmisoras de calor). Luego, deslizar la plancha, al tiempo que se realiza un movimiento circular, las ondas quedarán perfectamente marcadas.

Liso con ondas en las puntas: Realizar el proceso de alisado con la plancha a lo largo de todo el cabello. Luego, tomar los mechones de las capas exteriores del pelo y realizar ondas bien marcadas. Si se desean ondas grandes, trabajar con mechones gruesos; en cambio, si se buscan ondas más pequeñas hay hacerlo con mechas finas.

La plancha es la mejor aliada de una cabellera perfecta. Pero, se debe tener en cuenta que el cuidado del pelo también forma parte del saber cómo hacer peinados con la plancha. La constante exposición directa al calor puede dañarlo en forma permanente. Por eso, nutrirlo, hidratarlo y protegerlo es indispensable para lograr lacios envidiables y ondas de ensueño.